EL AGUA: NUESTRA VITAL NECESIDAD

¿Sera el agua el motivo de una tercera guerra mundial?

Pensemos, la Primera Guerra Mundial se originó por la pelea de 2 países por el
acero.La Segunda Guerra Mundial, con sus coletazos, era por apoderarse del
petróleo.

Estos son materiales no renovables, que ofrece la naturaleza, y que no pueden
reponerse. Se estima que la tercera guerra será a raíz de la escasez de agua
en el mundo, donde hoy ya tenemos cifras aterradoras, a partir de la carencia
de agua, no solo potable, sino también para el sistema de cloacas y de las
letrinas, que provocan enfermedades endémicas, especialmente en los países
menos desarrollados.

Tomemos en cuenta que la descarga de un inodoro consume entre 7.5 y 26.5
litros de agua. Si nos duchamos más de 15 minutos, consumimos más que
dándonos un baño. Cada minuto que nos cepillamos los dientes con el grifo
abierto gastamos un litro de agua.

Sabemos que numerosas partes del mundo se enfrentan a problemas serios de
agua, como el agotamiento o la contaminación, provocando enfermedades,
desnutrición, hambre, la extinción de especies etc.

Sin embargo, tendemos a olvidar el hecho de que la mayor parte de nuestro
consumo de agua es indirecto, asociado a productos que consumimos.
En contraposición, a toda esta riqueza, donde ningún gobierno ha podido
moderar el desperdicio de metros cúbicos de agua, tenemos en el año 2021, a
simple vista, una población en Haití, donde casi la mitad de la población carece
de una fuente potable a menos de 500 metros de su domicilio.

Se han ensayado muchas maneras de desalinizar el agua del mar para
convertirla en agua potable, o por lo menos en agua de riego. Se ha intentado
buscar mapas de agua para perforar y encontrar aguas de manera urgente,
pero la realidad es que prácticamente todas las napas están contaminadas a
nivel mundial.

En Haití, antes del terremoto de 2010, muchas empresas inglesas intentaron
potabilizar el agua con derivados del cloro, acción que casi termina con un
daño peor al de no tener agua.

Durante este tiempo y especialmente después del terremoto, muchos países,
de buena voluntad, han enviado ingentes cantidades de agua mineralizada
envasada con un costo casi prohibitivo y paralelamente acaparado por malhechores y mafias, que eran revendidas a precios inaccesibles para la
población.

Pensar en una madre que tiene que caminar 500 metros hasta el pozo mas
cercano, para poder lavar a sus bebes y cocinar su comida, ya espanta por si
mismo.

Me conmueve pensar en la cantidad de niños jugando en un barro de agua
contaminada, con cerca de 1000 muertes al día a causa de enfermedades
diarreicas asociadas con agua potable contaminada, o malas prácticas de
higiene, frente a la mirada impávida del mundo.

Debemos señalar que han aparecido cantidad de ONG en Haití, preocupadas
por sanear el agua y entregar a cantidades ingentes de personas.

Desde este lugar queremos concientizar al mundo y hacer llegar esta voz a
aquellos que no entienden la cantidad de agua que desperdician y que tiene un
valor equivalente al oro, porque es un bien muy difícil de reciclar.
Hace años, he asistido a una feria, donde había grandes maquinas
potabilizadoras, pero que en esencia servían para que las empresas no
arrojaran deshechos en los ríos de los cuales ya había muchos que estaban
contaminados.

Sin embargo, las grandes industrias hacen oídos sordos y no hay multa, ni
castigo que les haga cambiar de actitud.

Todo lo relatado hasta ahora es imposible dejarme indiferente y mi función es
convertirme en una de las tantas voces que puedan influir tanto en los
particulares, como en las empresas pequeñas y grandes.

La realidad es que el agua es un bien finito y que, si cada uno de nosotros no
aporta un grado de sensibilidad, inexorablemente llegaremos a la pregunta
inicial: ¿Será el agua el motivo de una tercera guerra mundial?
Dejamos abierta esta pregunta para dar lugar a cada uno de los lectores de
Quality Magazine y les pido que envíen a la redacción alguna inquietud,
repregunta o solución para que podamos en un próximo articulo refinar lo
recibido.

Hasta yo, como mentora, y que he visto tantas urgencias y calamidades a
través de los casos de mis clientes, no puedo permanecer indiferente ante
tanta injusticia y considero que mi deber moral, como mentora y educadora, es
el de denunciar contundentemente tanto los hechos que están a la vista, como
lo que se cuece internamente.

Desde Barcelona. Julio 2021
MENTORING EMPRESARIO
Mentora Celina Tuturman
Whatsapp +34 698 937 336

+34 638 741 510
celina.tuturman@mentoringepresario.com
www.mentoringempresario.com

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.